El marketing social no reemplaza a ninguno de los enfoques tradicionales para trabajar en el cambio social

El marketing social es una tecnología de gestión, que no viene a reemplazar ninguno de los enfoques tradicionales para trabajar en el cambio social favorable, es un instrumento que viene potenciarlos y a aprovechar estratégicamente todos los aportes que se hacen desde las ciencias sociales.

El marketing social es un instrumento apropiado para las sociedades democráticas, que permite trabajar en forma organizada en la solución de las diferentes problemáticas que la afectan, permitiendo coordinar los diferentes esfuerzos que se realicen desde el ámbito de las organizaciones de la sociedad civil, las empresas y desde el estado.

Además, el marketing social, coloca en el centro de su trabajo a la persona, con sus sentimientos y sus valores, y pretende mejorar el bienestar de la persona a nivel individual y el de la sociedad que integra.

El uso del marketing social ya lleva cuarenta años de exitosa aplicación en programas como el uso del preservativo, conservación del medio ambiente y prevención de enfermedades, por mencionar algunos ejemplos. Pero también, el marketing social puede ser un elemento de ayuda para que la sociedad se pueda organizar, para conseguir que la dirigencia política preste más atención a sus demandas, lo que le asigna a las organizaciones de la sociedad civil un papel clave, como nexo entre la población y sus representantes y como organización que aplique programas de marketing social.

El marketing social aporta metodología, planificación, investigación y trabaja contemplando los deseos y necesidades del grupo social sobre el que se va a desarrollar el trabajo. Esto permite una mayor eficacia y un mejor aprovechamiento de recursos.

Al finalizar cada programa de marketing social, es conveniente realizar un trabajo de evaluación de todo lo acontecido durante la ejecución del programa, que derive en la redacción de un informe final con conclusiones que serán de utilidad para encarar futuros programas relacionados con la problemática en cuestión.

El marketing social es una tecnología de gestión, que adapta las tradicionales técnicas del marketing para la gestión de las causas sociales y básicamente, por medio de la persuasión y el trabajo organizado de distintos grupos, promueve ideas y comportamientos socialmente favorables, beneficiosos para el grupo elegido como objetivo del programa y para la sociedad toda.

El marketing social se enfoca en la persona humana y a partir de allí desarrolla un proceso sistemático y planificado de investigación y análisis para luego desarrollar un concepto que posteriormente se convertirá en un producto social que satisfaga las aspiraciones de la sociedad.

Para aportar solución a las problemáticas de la gente, se necesita entenderla, ver por donde pasan sus preocupaciones y necesidades para poder ayudarla a encontrar su propio camino hacia el bienestar.

El marketing social es un elemento de ayuda para tomar las mejores decisiones para resolver las distintas problemáticas sociales, porque no se basa solamente en la comunicación, aporta un elemento clave que es el producto social, es decir comportamientos o ideas socialmente favorables.

El desarrollo de programas continuos de marketing social puede ayudar a un grupo determinado a mejorar su bienestar como también el de toda la sociedad y también ayuda a entender, las razones por las cuales la gente se puede resistir al cambio.

El marketing social presenta a todos los líderes políticos y sociales, como también a los directores de medios de comunicación social un desafío importante respecto de su labor en el siglo 21, en el papel que cumplirán en el proceso de cambio social, lo que también los convierte también, en destinatarios de programas de marketing social.

Para que el cambio social sea favorable, es clave estudiar como se van a influenciar los comportamientos individuales, lo que le asigna al marketing social un papel importante.

La meta, siempre debe ser mejorar la vida de los individuos y de la sociedad que integran, por ello el marketing social deberá continuar su evolución, para continuar siendo una opción válida para ser elegido como instrumento del cambio social favorable.

©Daniel Mendive. Compartir mencionando la fuente.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s